Ayer estaba leyendo tranquilamente, intentando disfrutar de un rato de ocio. Estoy leyendo un libro de Haruki Murakami, un autor que me gusta bastante. Iba a un ritmo ágil, como con la sensación de que si leo más rápido, aprovecho más el poco tiempo de ocio que tengo. Y cuando estaba corriendo de una línea a otra, la historia empezó a ponerse más interesante. Y poco a poco mi ritmo de lectura fue ralentizándose. Disfrutando cada palabra y frase.

Cuando queremos disfrutar de algo, un momento, un sabor, un libro, nos tomamos la vida con mayor calma. Nos relajamos. Y eso mismo ocurre cuando queremos realizar un buen trabajo: debemos concentrarnos, parar el ritmo y disfrutar del momento. Cuando te enfrentes al momento de crear tu contenido para tu negocio, tu único trabajo es centrarte y empeñarte en tu labor como si fuera lo único que debes hacer en todo el día.

La primera tarea que debes tener en mente a la hora de crear el contenido es elegir las palabras adecuadas:

  • ¿Persuaden?
  • ¿Convierten?

¿Cómo se consigue un texto persuasivo y que convierta? Para que tu contenido resulte atractivo y capte potenciales clientes, cuentas con tu imaginación, tu sentido común, y un mar de dudas. Y para disipar esas dudas y que no trabajes solo, he unido unas preguntas que te ayudarán a conseguir ese contenido único.

La lista es larga, así que puedes descargarte directamente el checklist para encontrar las palabras adecuadas. Imprímelo, ponlo bien pegado en tu pared, y conviértete en un crack optimizando tu texto. Estos son los elementos de los que te hablo en esta guía:

  • El título atractivo
  • El subtítulo que define
  • Tu propuesta de valor
  • Una buena introducción
  • Llamada a la acción que convierte
  • Concluye con estilo

¡Empecemos!

El título atractivo

El título es el elemento más importante de tu contenido. No solo es la primera impresión, a veces puede ser la única impresión. Escribe tu título, y después hazte estas preguntas:

  • Audiencia: ¿Tu título se dirige directamente a tu audiencia?
  • Emoción: ¿se trata de una emoción fuerte y dominante que hace desear algo?
  • Claridad: ¿el título es claro y conciso o contiene muchos tecnicismos?
  • Intención: ¿indicas lo que quieres que hagan con ese contenido?

El subtítulo que define

No todo el mundo utiliza el subtítulo para comenzar un contenido. Algunos, prefieren ir directamente al grano. La decisión final es tuya, pero si decides utilizar este apartado dentro de tu texto, asegúrate de que responde a estas preguntas:

  • Coherencia: ¿este texto sigue la misma línea de contenido que el titular?
  • Intensificar: ¿tu subtítulo fomenta la emoción que transmitías en el título?
  • Empujar: ¿este apartado ayuda al lector a decidirse y le empuja a encontrar una respuesta, solución o explicación?
  • Estrechar: ¿Te has asegurado de que el subtítulo estrecha la audiencia para dirigirte a tu público objetivo?

 

Aprende a escribir un título atractivo para captar la atención de tu audiencia Clic para tuitear

Tu propuesta de valor

La propuesta de valor es ese elemento que te hace diferenciarte de tu competencia. Es la respuesta a la pregunta ¿por qué el cliente debe comprarte a ti, y no a tu competencia? No se trata de tu eslogan. Y es importante que tengas claro cuál es la propuesta de valor de tu negocio. Una vez que lo definas, intenta responder a estas preguntas:

  • Comprensible: ¿tu propuesta de valor es claramente identificable?
  • Deseable: ¿cubre una necesidad o deseo real de tu audiencia?
  • Única: ¿es realmente una propuesta de valor que te diferencia de la competencia?
  • Objetivo: ¿se dirige a tu público objetivo, o abarca a todos los usuarios posibles?
  • Cuantificable: ¿tu propuesta de valor tiene al menos algún dato como base, se puede medir o notas?

 

Una buena introducción

¿Cómo se consigue una introducción que triunfe? Empieza escribiendo, introduce alguna anécdota personal y abre las puertas para comenzar con tu contenido. Después, asegúrate de que puedes responder a estas preguntas:

  • Base: ¿tu introducción continúa con la misma energía que el título y subtítulo?
  • Fluidez: ¿tu primera frase es amena, suave y simple?
  • Escalable: Haz que el contenido aporte mayor valor y se intensifique a medida que avanzan los párrafos

 

Llamada a la acción que convierte

¿Qué acción deseas que realice el lector? Este elemento es vital en tu contenido. Todo el texto e imágenes, estructurado de una forma atractiva y peersuasiva, son el camino para llevar al lector a esta llamada a la acción (Call to action, CTA) donde lo das todo. Piensa bien, ¿cumple los siguientes requisitos?

  • Solo una: ¿la página tiene una única llamada a la acción?
  • Visible: ¿es fácil de localizar?
  • Promesa: ¿indica lo que se conseguirá con ese click?
  • Botón: ¿el botón resulta seductor visualmente?
  • Próximo paso: ¿se dice lo que ocurrirá después del click?
  • Prueba: ¿ofrece un periodo de prueba, en caso de que el usuario no esté satisfecho?
  • Garantía: ¿existe una garantía de satisfacción?

 

Asegúrate que tu llamada a la acción infunde confianza y consigue más clicks Clic para tuitear

Concluye con estilo

No dejes tu contenido en el aire, ofrece un cierre, una conclusión que guíe al usuario por el camino marcado. Puedes optimizar tu conclusión respondiendo a estas preguntas:

  • Acción: ¿lleva al lector a realizar una acción?
  • Realismo: ¿es tu conclusión real y factible para el lector?
  • Clímax: ¿tu contenido termina con fuerza?

Una vez hayas respondido a estas preguntas y definido tu contenido con mayor claridad, deberás tener en cuenta también el tono de tu texto. ¿Con qué tono de voz hablas a tus lectores? El tono crea la atmósfera emocional de tu contenido. En este punto, lo más recomendable siempre es escribir igual que hablas. Parece demasiado simple, demasiado fácil. La idea es crear una conversación entre el lector y tú, y por eso te refieres a esta persona con el pronombre “tú”, ofreciendo cercanía y confianza. Asegúrate de revisar tu texto para que las frases no suenen raras ni demasiado complicadas: ¿se lo contarías así a un amigo? Y, evidentemente, evita palabras demasiado complicadas, tecnicismos que dificultan la lectura o frases hechas que necesiten explicación.

Responder a todas estas preguntas te ayudará a optimizar tu contenido y asegurarte de que el texto se dirige a tu audiencia. Para no equivocarte nunca más ni olvidarte de ningún punto, te recuerdo que puedes descargarte el checklist para encontrar las palabras adecuadas en tu contenido.

Y tú, una vez que has escrito tu texto, ¿qué técnicas utilizas para mejorar tu texto?

Me encantará conocer tus técnicas de optimización
en los comentarios o redes sociales

 

¡Todavía hay más!

Apúntate y te ayudaré con consejos e ideas para que vendas más en tu negocio. Es momento de descubrir cómo captar clientes en internet.

Responsable: Lara Arruti, siendo la Finalidad; envío de mis publicaciones así como correos comerciales. La Legitimación; es gracias a tu consentimiento. Destinatarios: tus datos se encuentran alojados en mis plataformas de email marketing Active Campaign ubicada en EEUU y acogida al Privacy Shield. Podrás ejercer Tus Derechos de Acceso, Rectificación, Limitación o Suprimir tus datos en hola@laumedia.es. Para más información consulta nuestra política de privacidad.
Marketing por

¡Hola! ¡Me encanta tenerte aquí! Quería avisarte que uso cookies (propias y de terceros) para mejorar tu navegación. Entiendo que si te quedas, es porque te parece OKMás info. ¡Gracias por pasarte!

ACEPTAR
Aviso de cookies